Una colección

28 ene

La historia es sencilla y es así. Días atrás nos escribe un lector de los que andan por ahí, medrando en las sombras. Le ha gustado El caballero que cayó al mar, y antes le habían gustado Muriel Spark y Julian Maclaren-Ross y Lord Berners (¿cuándo descubrirá el mundo entero esa perlita que es El camello?), nos agradecemos y felicitamos mutuamente, etc. El lector tiene un blog, que sin pérdida de tiempo vamos a curiosear, y entre otras curiosidades descubrimos que es un coleccionista amateur (nuestros preferidos) de ediciones de Moby Dick. Le consultamos si podemos difundir su colección en nuestro blog y el lector acepta. Aquí está.

Dicho sea de paso, hace poco nos cruzamos con una persona que estaba releyendo la novela de Melville y que casi no podía hablar de otro libro. ¿No se preguntan cuántos lectores habrá en el mundo hoy, 28 de enero de 2011, leyendo esa novela?

No hay ningún comentario aún

Déja un comentario